Salimos del mismo Alto de la Varga. Comenzamos un ascenso directo tomando como referente el mágico capricho de la caliza. No encontramos camino que nos lleve de forma directa al «ojo de buey» por lo que rodeamos por el Este y accedemos al ojo por su parte trasera (cara Norte). Desde aquí comprobamos que si había acceso directo desde abajo.

[mudslide:flickr,0,37360464@N05,72157653247860354,12,l,center]

Tras las fotos de rigor, nos damos la vuelta y continuamos siguiendo los «jitos» hasta la cumbre de la Peña Santa Lucía (1.854 m).

Contemplamos como la niebla juega con la cumbre del Espigüete y como directamente no nos deja ver el Curavacas. Unas vistas privilegiadas sobre los grandes picos del Macizo de Fuentes Carrionas. Al Sur, Sierra del Brezo, Peña Redonda…

[mudslide:flickr,0,37360464@N05,72157653247860354,5,l,center]

Decidimos proseguir de nuevo hacia el Este y acercarnos a la cumbre de Peña Escrita (1.761 m).

[mudslide:flickr,0,37360464@N05,72157653247860354,8,l,center]

Desde aquí contemplamos la cumbre que acabamos de dejar atrás y el canal por el que realizaremos el descenso que nos llevará de nuevo al Alto la Varga.

[mudslide:flickr,0,37360464@N05,72157653247860354,9,l,center]

Perfil de la ruta

PERFIL_Peña_Santa_(1854)

Track de la ruta

Fotos de la ruta

[mudslide:flickr,0,37360464@N05,72157653247860354]

0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.